Las caballas que envasamos en nuestra marca “Pan do Mar” pertenecen a la especies Scomber scombrus , el “verdel” de los pescadores del Mar Cantábrico, en el Norte de España y Scomber japonicus-colias la “rincha” que se captura en las aguas costeras de Galicia.

Su pesca, muy antigua, va desde el Golfo de Vizcaya pasando por el cabo de Bares y a lo largo de la costa Oeste de Galicia y es realizada por embarcaciones de bajura de las abundantes villas pesqueras que pueblan ese litoral. En la costa cantábrica se alterna a lo largo de los ciclos anuales de pesca con las campañas de la anchoa y el bonito, dando lugar a una serie de costumbres y modos de vida que constituyen toda una cultura popular marinera.

El sistema de captura más utilizado es el denominado “línea de mano”, un cordel de unos 12 a 15 mt., con un plomo en el extremo y provisto de varios anzuelos. Se arroja desde la embarcación navegando a marcha lenta y sobre el cardumen recogiéndolo a mano o con la ayuda de un carrete. En algunas embarcaciones este carrete trabaja en forma mecánica para ayudar a mejorar la calidad de la recogida. Este método es altamente selectivo ya que unido al control de las capturas y la estacionalidad de las campañas garantiza la sostenibilidad de la pesquería reduciendo al mínimo los descartes y la captura accidental de especies no comerciales o protegidas.

La pesca de ambas especies realizada por la Cofradía de Cambados está certificada por “PescaDeRías”, marca de calidad del Gobierno de Galicia que certifica su sostenibilidad .